¿Por qué comunidades del Cauca defienden a narcos y guerrilleros?

0
473

El domingo, solo dos días después de que una turba calculada en 500 personas retuvo en una cancha de fútbol de Argelia, Cauca, a 60 militares y funcionarios de la Fiscalía para evitar el despegue de un helicóptero con cocaína incautada, habitantes del municipio de Patía atravesaron vehículos en la vía a Popayán para detener el paso de autoridades que viajaban con un capturado del Eln.

Al final, tras rodear, atacar y rociar con gasolina el carro oficial en el que era transportado el guerrillero, lograron liberarlo. Era Didier Calvache Jiménez, alias Conejo, jefe de finanzas del frente ‘Manuel Vásquez Castaño’ del Eln. 

Además del desconcierto que provocaron en las autoridades, estos dos hechos mantienen encendidas las alarmas de la Fiscalía y del Ministerio de Defensa.

¿Por qué pobladores de estos dos municipios caucanos se amotinaron contra las autoridades para evitar acciones contra narcotraficantes, en el primer caso, y contra un jefe del Eln, en el segundo?

Según conocedores de la realidad del Cauca, los hechos de Argelia y Patía obedecen a situaciones distintas, pero que guardan relación.

Mientras que en Argelia los campesinos y comerciantes habrían intentado salvar el dinero que narcotraficantes mexicanos les están pagando por la coca, en Patía la población habría apoyado al jefe del Eln porque no quiere que entren los narcos de México al municipio, y la guerrilla sería el muro de contención.

De hecho, la masacre de siete personas en Argelia el 3 de julio sería parte de la disputa con los narcos. La Fiscalía se la atribuyó al frente ‘José María Becerra’ del Eln.

“En Argelia, si hay un comprador de cocaína lo protegen porque todavía viven de los cultivos de coca”, afirma Camilo González Posso, director de Indepaz, organización que estudia el conflicto en las regiones.

Al referirse a lo ocurrido en este municipio, el fiscal general, Néstor Humberto Martínez, advirtió que “los narcotraficantes responsables de la asonada y del secuestro” y de “movilizar en forma intimidante a la población” serán judicializados.

Además, dijo que no habrá “ningún espacio del territorio ajeno a la soberanía de las autoridades judiciales y militares”.

En Argelia tendría todavía influencia Pedro Luis Zuleta Noscué, indígena nasa que hizo parte del proceso de paz con las Farc pese a haber negado durante años que era guerrillero. La semana pasada fue incluido por autoridades estadounidenses en la Lista Clinton, que registra a empresas y personas relacionadas con dinero ilegal.

Campanazo al Gobierno

Según González Posso, lo que está pasando en este municipio es consecuencia de la demora del Estado para responder al plan de sustitución voluntaria que hicieron las comunidades desde el pasado gobierno, y que incluye la protección de una reserva forestal y la creación de una zona de reserva campesina (donde, entre otras cosas, no puede haber latifundios).

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here